Archivo de la categoría: Openbravo

Las claves para integrar un ERP con un comercio electrónico

A la hora de integrar nuestra aplicación de comercio electrónico con el ERP, debemos de prestar especial atención a algunos aspectos que son críticos para disponer de una solución totalmente funcional. 

Información sobre productos: La mayoría de las soluciones ERP incluyen gran cantidad de atributos para almacenar información relativa a productos. Muchos de ellos, suelen ser configurables por el usuario. Esto nos permite integrar de manera sencilla datos entre una aplicación y otra sin tener que introducirlos dos veces.

Existe como no, una excepción a este caso, los elementos multimedia, generalmente en los ERP no se suelen almacenar fotografías o videos de producto, en cambio en las aplicaciones de ecommerce este es una característica bastante extendida.  En principio esto no debería de suponer un problema,  ya que  no implica duplicar las entradas de datos. Simplemente que los datos básicos se introducirán en el ERP y los elementos multimedia se subirán a través de la aplicación de ecommerce.

información de productos

Como vemos en el gestor de Magento,  la cantidad de información clases de atributos que podemos almacenar sobre cada producto es bastante holgada. Como es lógico algunas de ellas no tendrá mucho sentido tenerlos reflejados en nuestro ERP. Si que debemos de prestar especial atención a los precios. Algunas soluciones ERP tienen funcionalidades muy completas en cuanto a precios y nos permiten establecer complejas reglas de fijación de precios.

Cuando integramos ambas soluciones, no será posible (al menos en el caso de Magento), el aprovechar esa funcionalidad y tendremos que aplicar a todos los usuarios un mismo criterio. Si bien es cierto que al menos en el caso de Magento, la solución es bastante fléxible y no sería imposible modificar mediante programación esta característica. Nosotros no hemos sido capaces de encontrar ningún plugin específico con esas características. Hacer un  desarrollo de ese tipo  puede ser bastante costoso, además de crítico.

cell phone spy software reviews

Inventarios: A la hora de integrar los inventarios,  la cosa es un poco más complicada, especialmente por el tema de los disponibles. Si la información sobre productos generalmente es más duradera, la la relativa a disponibilidades tiene un caracter más volatil.

La clave es que a ningún cliente le gusta tener un producto en el carro de compra y ver que al formalizar el pedido, sus artículos han desaparecido, porque han sido asignados a otro cliente o usuario mientras nosotros finalizábamos nuestro proceso de compra.

El encontrar una solución adecuada dependerá siempre de las prioridades de la empresa. Lo recomendable es que cuando un usuario selecciona un artículo para el que se le ha comunicado una disponibilidad, este debería de quedar retenido hasta que el comprador formalice el pedido o cierre la sesión. Eso implica una comunicación casi en tiempo real entre la aplicación de ecommerce y el ERP. Tenemos además el problema añadido de que muchas veces las compras no llegan a formalizarse,  y esto puede provocarnos en falsas roturas de stock, debido a artículos que aparecen como no disponibles porque otros usuarios los tienen retenidos aunque no vayan a comprarlos.

Facturación: Es imprescindible que todos los documentos generados especialmente los referidos a la facturación sean compartidos por ambos sistemas. Cuando nuestros clientes se descarguen una factura de nuestro portal de comercio electrónico, esa factura tendría que estar reflejada y recogida en nuestro ERP. El llevar dos sistemas paralelos de facturación complicaría enormemente la gestión  y aumentaría indebidamente la cantidad de trabajo necesaria.

Prestando atención a estos pocos elementos clave tendremos una integración mucho más funcional y sencilla, que nos permitirá facilitar enormemente nuestra gestión diaria.

765qwerty765

Estrategia para venta interna de proyectos TIC

Componiendo una estrategia

Una vez que hemos dado respuesta a todas las preguntas acerca del público al que nos dirigimos, componer una estrategia nos será mucho más fácil.  Probablemente  conforme estemos  analizando el problema vengan a nuestra mente soluciones. No obstante a la hora de diseñar estrategias de comunicación  hay varios puntos que si somos capaces de cubrir, tendremos una garantía más elevada de éxito.

Sin estrategia la partida está perdida

1. El mensaje tiene que ser homogéneo

Aunque nos vayamos a dirigir a diferentes públicos con distintas objeciones, el mensaje no puede tener contradicciones y ha de ser consistente. Debemos ser capaces de comunicar desde lo específico (el beneficio particular de los distintos grupos) a lo general (el beneficio global para la empresa).  Seleccionando pocos elementos que sean relevantes y coherentes entre sí, obtendremos mensajes más consistentes que a la postre serán más fáciles de comunicar.

Cómo dice el refrán se coge antes a un mentiroso que a un cojo y si no queremos que la estrategia se vuelva en nuestra contra debemos de ser capaces de prestar mucha atención a este punto.

3.      Priorizar con los interlocutores más válidos. Una de las mayores dificultades que los leones encuentran en grandes rebaños, es la capacidad para fijar la atención en una empresa. Si nosotros somos capaces de comprender esto tendremos mucho ganado. Quien mucho abarca poco aprieta.

4.      Planificar nuestras acciones. Me encanta que los planes salgan bien. Aunque rara vez se cumplan al 100%, es mucho mejor tener una plan de acción, cuanto más detallado mejor, que lanzarse a la piscina a ver que sale. Los planes siempre pueden ser rectificados.

Es muy importante tener en cuenta el momento y el lugar en el que vamos a realizar nuestra comunicaciones, ya que dependiendo de estos dos factores la probabilidad de éxito puede ser muy distinta.

Si somos capaces de tener en cuenta todos e estos puntos nuestro proyecto tendrá muchas más posibilidades de salir adelante. Garantizado.